El santuario del troll

El santuario del troll

por  el 11/12/2011

en COMUNICACIÓN,INTERNET

El santuario del troll

“Un troll es un malote, un troll es aquel internauta que entra en los foros a provocar, a armar bronca, a difamar.

Las secciones de los periódicos se han plagado de trolls, y la permisividad que se tiene ante eso que equivocadamente se ha dado en llamar “la democracia digital” (todos sabemos todos opinamos) va a conseguir expulsar a los lectores con cierto nivel de inteligencia crítica de foros que albergan a insultadores, que van de un periódico a otro pringando y malbaratando la opinión pública.

No sé cuándo la Real Academia Española tendrá a bien albergar en su seno el término troll, que ya está en boca de millones de personas y define de manera tan precisa un tipo de personaje. Aquí lanzo mi definición: es lo que venía a ser un hijoputa de toda la vida pero a nivel virtual. 

Imagino que lo incluirán en el diccionario cuando ya lo diga mi padre, que debe de estar a punto. En cuanto al mundo del trollerío, no entiendo muy bien que los periódicos hayan decidido convertirse en hábitat ideal de esta raza carroñera. Les echan a diario las noticias para que, más que leerlas, las conviertan en jirones. Y da pena. Y miedo”.

Muy bueno el artículo de Elvira Lindo hoy en ‘El País’. Es algo que venimos denunciando desde hace tiempo: el afán por las audiencias y el tráfico web han convertido los comentarios de los periódicos online en el hábitat natural de lapeor lacra en el ámbito de la ‘conversación’ digital.

Un ‘daño’ colateral. Una ‘licencia’ intolerable en unas plataformas dedicadas al periodismo, que tiene como uno de sus preceptos básicos el enriquecimiento intelectual de sus lectores. Se puede decir más alto, pero no más claro. Y añadiría: hay que decirlo más

Vía: @sindolafuente

El santuario del troll (2)

por  el 18/12/2011

en COMUNICACIÓN,INTERNET

El santuario del troll (2)

“Hasta ahora, en el sistema controlado por Eskup se ha vetado a 74 participantes. Algunos de ellos se han dirigido a la Defensora para quejarse de que el diario “ejerce una intolerable censura e impide la libertad de expresión”.

Pero la Defensora lo tiene muy claro: eso no es censura. Simplemente, se aplican las normas de educación y calidad que exige nuestro Libro de Estilo. Creo que el diario no debe dejarse amedrentar por estos argumentos.

Ha de dejar claro que no quiere insultos ni descalificaciones, y la forma de hacerlo es no permitiéndolos. Porque por muchas proclamas que hagan sus responsables, si los lectores comprueban que de la noticia para abajo, en muchas ocasiones todo vale, nunca se romperá la espiral de la degradación”.

Si el pasado domingo era Elvira Lindo la que alzaba la voz contra la excesiva permisividad de los medios digitales hacia las agresiones dialécticas de los trollscomentaristas sin escrúpulos, hoy es la propia defensora del lector de ‘El País‘,Milagros Pérez Oliva, la que hace lo propio en un artículo contundente dirigido específicamente a su propio periódico, pero con argumentos que son extensibles a todas las demás plataformas periodísticas online.

Estoy completamente de acuerdo con ella en que ya es hora (ya era hora hace mucho) de que los medios articulen las medidas precisas para que la ‘conversación’ no se vea distorsionada, no por diferencias de opiniones, ideologías y criterios, sino por el insulto anónimo, la injuria y la calumnia. Es algo que venimos haciendo desde hace tiempo la mayor parte de los bloggers comprometidos con la ‘conversación’ y con la netiqueta.

No hay nada de censura en la moderación de los exabruptos: los exabruptos son la censura, un ataque intolerable contra la opinión de quien susbribe el artículo o el post, o de los comentaristas que opinan de forma diferente.

El troll es el skinhead del debate online. La agresividad es su bandera. Se conduce como un mamporrero neonazi a la caza y captura de su víctima: cualquiera que disienta de su opinión o sea objeto de su animadversión.

Son ellos los principales enemigos de la libertad de expresión porque la pervierten hasta desnaturalizarla. Por favor, no esgriman ese importante derecho en defensa de la agresión gratuita, cobarde y destructiva. No en su nombre. Jamás.

Publicado el diciembre 19, 2011 en INTERNET y etiquetado en , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: